Por meses

¿Recortar? Sí, lo militar

3El militarismo es una aberración, siempre fuente de conflictos y nunca de soluciones. En la actual situación de crisis, pensado para la defensa de los intereses económicos privados en cualquier parte del planeta, es cada vez más exigente económicamente y un enorme generador de deuda. Ese gasto militar se detrae del gasto social, pero es útil para enfrentarse al malestar social que genera. Militarización, represión y control social son una y la misma cosa.